Deserta Ferro - Antigua y Medieval

Blog Bandua Wargames

Newsletter

Reduced price! La Segunda Guerra Púnica en Iberia View larger

La Segunda Guerra Púnica en Iberia

DF017

New product

La Segunda Guerra Púnica quedó marcada a fuego en la psique romana, un conflicto de proporciones épicas a la altura de una segunda fundación de la Urbs

More details

Te lo conseguimos!

No reward points for this product.


6,65 € tax incl.

-5%

7,00 € tax incl.

More info

La Segunda Guerra Púnica quedó marcada a fuego en la psique romana, un conflicto de proporciones épicas a la altura de una segunda fundación de la Urbs, en el que lo mejor de las mores maiorum, las recias y severas costumbres de los antepasados, brilló en la victoria contra el pérfido púnico que diría un Livio. Y sin duda alguna la importancia histórica del acontecimiento tiene correspondencia con esa dimensión mental; con él, Roma, que se ha asomado al Mediterráneo en la anterior conflagración con Cartago, ensancha definitivamente sus horizontes, y de potencia dominante en Italia pasará, en apenas unas décadas y como constatara un sobrecogido Polibio, a convertirse en amo del mundo.Pero para ello antes hubo durante casi dos décadas de verse las caras con uno de los más grandes estrategas del mundo antiguo, Aníbal, y con una potencia decidida a plantarle cara, Cartago. La península ibérica fue un escenario fundamental en la contienda, sin el que no podemos comprenderla; base del poderío bárquida, romanos y púnicos pugnaron por su control desde el estallido de las hostilidades hasta prácticamente su final. Y envueltos en ella, los habitantes de Iberia conocerán las nuevas realidades de una oikumene que Alejandro habría ensanchado por el este, y que ahora se amplía hacia Occidente. El desembarco de Cneo Escipión en Emporion en 218 a. C. tendría unas consecuencias que ninguno de los coetáneos habría podido imaginar: desde los clavos de las primeras caligaeque pisaron nuestro suelo hasta las mismas palabras que ahora lees, tataranietas del latín, hay una línea. Recta o quebrada, pero inaugurada en aquellos días.